Abogado Constitucional explica las diferencias entre Asamblea y Congreso Constituyente

0
408

Como salida a la crisis social, el Gobierno propone un Congreso Constituyente para la redacción de la nueva constitución. Sin embargo, la ciudadanía exige la asamblea constituyente como camino. Experto de la Universidad Central explica sus diferencias y alcances.

Desde que inicio el estallido social en Chile el pasado 18 de octubre, entre la serie de demandas que le ha plantado la ciudadanía al Gobierno, hay una en particular que se ha hecho reiterativa en el tiempo, como es redactar una nueva constitución. Dicha demanda fue acogida por el Presidente Piñera, y desde el oficialismo propusieron un Congreso Constituyente como el camino para lograr un acuerdo país.

Sin embargo, tanto la oposición como la ciudadanía manifestaron su disconformidad con la propuesta del Gobierno, señalando a la Asamblea Constituyente como la opción que quieren para decidir sobre la redacción de la nueva carta magna. Así lo reflejó la encuesta realizada por Cadem, donde el 54% de las personas optaba por esta vía como prioridad.

Con estos datos, cabe preguntarse ¿en qué consiste la Asamblea y el Congreso Constituyente? ¿cuáles son sus principales diferencias?

Al respecto, José Ignacio Núñez, abogado constitucionalista, Magister y Doctor en Derecho, explicó en exclusiva con YoSoyNotici las diferencias. “Si uno revisa los conceptos Asamblea Constituyente versus Congreso Constituyente, no hay una definición de enciclopedia que las diferencie esencialmente. Ahora, al observar lo que ha acontecido en Occidente, cuando hay nuevas constituciones- estas han procedido de una comisión de expertos, como lo que sucedió en 1980 cuando la nombró el general Augusto Pinochet en dictadura, o es un congreso nacional el que es mandatado a redactar una nueva constitución- o bien se genera un órgano colegiado diferente al que se le delega el mandato de elaborar una constitución”, afirmó el experto.

Sin embargo, para el académico de la U. Central, pueden haber matices que diferencien estos conceptos. “Por Asamblea Constituyente se entiende un órgano colegiado o un grupo de personas elegidas específicamente para estar a cargo de redactar una constitución, sólo para esa función. Una vez terminada, el órgano se disuelve”, señaló.

Por otro lado, sobre el Congreso Constituyente, José Ignacio Núñez indicó que “Este es  entendido como Convención Constituyente; también es un órgano colegiado, pero no exclusivamente con la misión de redactar una constitución. Es decir, se le entrega al Congreso, además de legislar habitualmente, la tarea de redactar una constitución”.

El especialista aclaró que otro concepto cercano a Congreso Constituyente, insistiendo que la diferencia con Asamblea Constituyente no es tajante, es un órgano compuesto, en parte, por integrantes del Congreso en funcionamiento, y a ellos se les sume otro grupo de personas elegidas para tal efecto. Según Núñez, este sería el concepto entendido por Convención Constituyente, al que el Gobierno ha recurrido como forma de consensuar en la medida con los partidos de oposición, y que puede tener una composición de un 70% u 80% de integrantes elegidos por elección directa y el restante por parlamentarios actualmente en ejercicio.

Participación ciudadana

Respecto de los grados de participación ciudadana que puedan tener estos modelos de proceso constituyente, José Ignacio Núñez especificó que “los representantes tienen delegado el poder soberano, de parte de la ciudadanía, para dos funciones: proponer las ideas, que van a ser aprobadas en ese texto constitucional, y deliberar sobre esas ideas. La participación tiene que ver con la facultad del pueblo de presentar las iniciativas que pueden ser aprobadas en la constitución, y no necesariamente acontece ni en la Asamblea Constituyente ni en el Congreso Constituyente, porque las dos son instituciones de representación y no de participación”.

A juicio del especialista en Derecho Constitucional, la participación es un aspecto esencial en este proceso que se vive actualmente. Para Núñez, una comisión de expertos puede redactar una nueva constitución, pero menor importancia tiene que el pueblo ratifique o rechace en un plebiscito este trabajo redactado por la comisión de expertos.

“Si a los cabildos autoconvocados recientemente se les dotara el carácter vinculante, sería una instancia participativa. Pero hay muchos formatos más de participación. Tenemos como ciudadanía que estar en permanente diálogo con los representantes del proceso constituyente. Se debe citar a grupos de personas interesadas, expertos en la materia, en ciertos artículos de la constitución en redacción, a comisiones y/o sesiones plenarias, para que participen en las ideas, para entrar en precisiones”, señaló el abogado constitucionalista.

LEAVE A REPLY

Por favor escribe tu comentario
Por favor indica tu nombre